RELLENE EL FORMULARIO PARA ENVIAR UN CORREO ELECTRÓNICO

Los campos marcados con un asterisco son obligatorios *
MENSAJE

HOGAR INTELIGENTE: CONCIENCIA E IMPORTANCIA DEL CONSUMO ENERGÉTICO

Gestionar los ambientes a través del Smart Living y ser consciente del consumo energético, significa poder interactuar con los sistemas del hogar de forma sencilla, en cualquier momento y en cualquier lugar en el que nos encontremos.


Ser suficientemente consciente del consumo de energía es una cuestión crucial en el momento histórico que estamos viviendo. La atención se centra en la creciente necesidad de ahorrar toda la energía posible, no sólo en el sector industrial, sino también en nuestros hogares. La implicación no es exclusivamente económica, sino que tiene su raíz en una conciencia medioambientales. Mientras la producción de energía siga dependiendo en gran medida de los combustibles fósiles, tendremos que hacer frente al inevitable exceso de emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera. Esto, además, conlleva un aumento del efecto invernadero que, como sabemos, es la causa principal de la actual crisis climática y sus consecuencias.

 

Ahorro de energía: la importancia de nuestra contribución

Afortunadamente, el camino hacia el uso de fuentes de energía renovables ya está trazado. De hecho, en este periodo de transición todos podemos hacer una importante contribución a través de nuestras decisiones diarias. Una eficiencia energética adecuada en nuestros hogares y equipos que utilizamos, nos permitiría ahorrar una cantidad considerable de energía, en beneficio del medio ambiente y de nuestra economía doméstica.

La primera acción a poneren marcha es implementar medidas sencillas en nuestra vida diaria, empezando por el buen hábito de elegir fuentes de iluminación de bajo consumo, hasta sustituir los electrodomésticos viejos por aparatos de última generación que ofrezcan una clase energética A+++.

En los últimos años, también se ha prestado un apoyo importante a la gestión adecuada del consumo energético doméstico, mediante el desarrollo de tecnologías cada vez más inteligentes diseñadas para el hogar.

 

Cómo utilizar el Internet de las Cosas para gestionar el consumo energético

El concepto de hogar inteligente va de la mano del Internet de las Cosas (IoT). En la práctica, el Internet de las Cosas permite conectar diferentes tipos de objetos físicos a Internet, transformándolos en dispositivos "inteligentes". Esto proporciona al usuario una serie de ventajas, desde una mayor facilidad de uso hasta la optimización de las funciones del dispositivo.

Los dispositivos IoT funcionan de forma muy eficaz; son capaces de recoger información y llevar a cabo acciones predeterminadas comunicándose con otros dispositivos. De este modo, el usuario puede supervisar y controlar los aparatos a distancia, y además tener acceso a datos que de otro modo no podría conocer.

Integrar el Internet de las Cosas con los sistemas de climatización e iluminación en verano e invierno en su hogar garantiza beneficios sustanciales, no sólo en términos de confort en el hogar, sino también en términos de ahorro de energía.

 

Funciones de los dispositivos domésticos inteligentes

Los dispositivos IoT se gestionan habitualmente a través de apps específicas, que pueden descargarse en su teléfono o tableta. El usuario puede acceder a sus dispositivos de forma remota a través de estas apps e interactuar con ellos: electrodomésticos, sistemas de climatización, seguridad, etc..

De forma sencilla y eficiente, se puede hacer uso de un termostato inteligente. Esto permite al usuario controlar la temperatura de sus habitaciones, ajustándola como mejor se adecue a sus necesidades sin gastar más energía de la estrictamente necesaria. También se puede utilizar una app que proporcione:

  • control del termostato;
  • visualización del estado de funcionamiento;
  • programación semanal;
  • función de geolocalización, para condicionar el comportamiento del dispositivo en función de su posición (visualización de tendencias de temperatura y humedad y recepción de notificaciones en tiempo real sobre el estado de funcionamiento del sistema).

En el caso de una caldera o un aire acondicionado inteligente, se puede utilizar la aplicación para controlar el tiempo que ha estado encendido, por ejemplo, lo que permite mantener el consumo de energía bajo control en todo momento.

La comprobación continua del consumo suele estar disponible para la gran mayoría de los electrodomésticos IoT. También existen sistemas innovadores capaces de conectar entre sí los distintos dispositivos inteligentes de un hogar, dando lugar a un funcionamiento integrado.

La posibilidad de acceder a una gran cantidad de información también permite planificar acciones específicas para reducir el gasto. Por ejemplo, en caso de que se produzca un exceso de consumo de energía, el usuario tiene la posibilidad de desconectar los dispositivos cuyo funcionamiento no sea necesario en ese momento.

Si se aprovecha el Internet de las Cosas conjuntamente con sistemas fotovoltaicos, es posible obtener una optimización máxima del ahorro de energía. En este caso, podemos hacer que los electrodomésticos funcionen cuando la energía gratuita procedente del sol, esté en su nivel más alto de producción.

En definitiva, el desarrollo de las tecnologías Smart Home han revolucionado la vida cotidiana de nuestros hogares, pudiendo controlar el consumo y lograr un ahorro energético que antes desconocíamos.

Error al enviar la solicitud.
¡Por favor, intentar más tarde!
¡Gracias!
Su solicitud ha sido enviada satisfactoriamente