RELLENE EL FORMULARIO PARA ENVIAR UN CORREO ELECTRÓNICO

Los campos marcados con un asterisco son obligatorios *
MENSAJE

¿Cómo se puede conseguir una mayor eficiencia energética en las instalaciones deportivas?

Las instalaciones deportivas son infraestructuras de alto consumo energético. Por eso, es recomendable aplicar una serie de medidas para aprovechar los márgenes de ahorro y reducir la factura de la luz.


Ahorrar energía en instalaciones deportivas es un objetivo para muchas empresas gestoras de este tipo de instalaciones. Los costes operativos y generales a tener en cuenta son numerosos. El tamaño de los complejos les obliga a consumir una gran cantidad de energía, ya que se deben poner en funcionamiento sistemas como los de calefacción, refrigeración, iluminación y equipos informáticos. Por eso, implementar una serie de medidas de ahorro puede suponer grandes reducciones en la factura energética.


MEDIDAS PARA CONSEGUIR UNA MAYOR EFICIENCIA ENERGÉTICA

En sentido general, obtener una mayor eficiencia energética pasa por incorporar una cultura del ahorro y por el buen uso de los recursos existentes. Ya sea en un domicilio particular, una instalación deportiva o un edificio de oficinas, es importante que seamos conscientes de que, con unos pequeños hábitos, podemos ahorrar mucho.

Por ejemplo, apagar todos los equipos informáticos (incluyendo las pantallas) cuando no se estén utilizando o no dejar las luces encendidas en lugares donde no haya nadie son dos buenas prácticas. Lo mismo ocurre con la calefacción y la refrigeración, que no debemos usarlas si no se está empleando un área concreta.

El aislamiento de los edificios, la maquinaria de última generación y bajo consumo y el tipo de luminarias que se utilicen son también aspectos esenciales. Por último, los sistemas domóticos aumentan los márgenes de ahorro energético. Esto supone un uso más razonable de los recursos. Por ejemplo, hay sensores de presencia que apagan las luces cuando no detectan movimiento de personas. Si hablamos de instalaciones deportivas, hemos de seguir las mismas reglas generales, aunque aplicándolas a las características específicas de estos espacios.


¿CÓMO SE PUEDE AHORRAR ENERGÍA EN INSTALACIONES DEPORTIVAS?

Los complejos deportivos y los centros de actividad física consumen grandes cantidades de energía, ya que funcionan durante todo el día y hasta bien entrada la noche (algunos incluso las 24 horas).


Optimizar el alumbrado

Si bien esto resulta positivo en términos de utilidad para los usuarios, en cuanto a consumo energético supone un gran impacto. De ahí la importancia de optimizar el alumbrado en instalaciones deportivas y de tomar una serie de medidas para obtener la mayor eficiencia posible.


Sistema de control y regulación

Los sistemas de control y regulación de la iluminación son una excelente alternativa para ahorrar energía en instalaciones deportivas. Por otro lado, hemos de buscar el máximo rendimiento de los equipos de climatización y refrigeración. Esto puede suponer una importante reducción en la factura de la luz (entre el 10 y el 40 %).


Aislamiento térmico

En este caso, debemos realizar las mejoras necesarias en la infraestructura para evitar filtraciones, escapes o corrientes de aire. De este modo, la temperatura se mantendrá estable y el gasto en calefacción y aire acondicionado se reducirá. Con ello se busca el máximo aislamiento térmico posible.


Equipamiento eficiente desde el punto de vista energético

De la misma manera, para conseguir la eficiencia energética en instalaciones deportivas hemos de adquirir los equipos tecnológicos adecuados. Esto incluye las luminarias con tecnología led, la mejor opción en términos de eficiencia energética, resistencia y adaptabilidad. Además, las bombas de calor son preferibles a las calefacciones tradicionales.


¿CÓMO ILUMINAR CORRECTAMENTE UNAS INSTALACIONES DEPORTIVAS?

La iluminación en complejos destinados a la práctica deportiva y a la realización de competiciones ha de combinar dos requisitos. Por un lado, tanto los deportistas como los espectadores deben disfrutar de una visibilidad óptima. Por otro, la instalación tiene que aprovechar los márgenes de ahorro y optimizar el uso de los sistemas de iluminación.

Ambos objetivos se cumplen a la perfección con la instalación de sistemas con tecnología led. Estos suponen unas inmejorables prestaciones en cuanto a calidad lumínica, a la vez que grandes cotas de ahorro.

Además, la renovación completa de la instalación con este tipo de luminarias debe ir acompañada por sistemas de control y regulación. Estos dispositivos, que aprovechan al máximo las horas de luz solar, son capaces de detectar la presencia de personas mediante sensores. De este modo, las luminarias se apagarán o reducirán su intensidad cuando los espacios se encuentren vacíos.

Las luces led ofrecen un gran nivel de confort visual, con tonalidades blancas optimizadas para un entorno deportivo. Durante décadas de iluminación de estadios, se ha perfeccionado la experiencia en fotometría y, en la actualidad, los proyectores tienen una variedad de opciones de luz simétrica y asimétrica.

Por último, no debemos olvidar que es importante obtener la luz adecuada para cada espacio sin malgastar energía. Además, las instalaciones deportivas en zonas residenciales tienen que ser cuidadosas con las normas sobre contaminación lumínica.

Si tenemos en cuenta todas estas consideraciones, podremos ahorrar energía en instalaciones deportivas. Junto a la reducción de la factura, la calidad de la iluminación mejorará respecto a los sistemas tradicionales. Si quiere más información sobre nuestros sistemas de iluminación, contacte con nosotros. ¡Ahorrar energía es posible!

Error al enviar la solicitud.
¡Por favor, intentar más tarde!
¡Gracias!
Su solicitud ha sido enviada satisfactoriamente