RELLENE EL FORMULARIO PARA ENVIAR UN CORREO ELECTRÓNICO

Los campos marcados con un asterisco son obligatorios *
MENSAJE

Cómo automatizar la iluminación de una zona residencial

La automatización de iluminación en zonas residenciales aporta los beneficios de ahorro energético, mayo confort y gestión conforme a necesidades. Por ello resulta muy aconsejable dados los precios actuales de la energía.


Las ventajas de la domótica, o automatización de sistemas, no se ciñen solamente al control del interior de un hogar. También es posible aplicar esta tecnología con éxito en tareas como la iluminación automatizada de una zona residencial.

Si a las características de este sistema se les añade el uso de luces ledes sostenibles, se convierte en una mejor gestión de los recursos existentes. Y esto resulta clave tanto a la hora de reducir el gasto económico de la instalación como de garantizar su sostenibilidad.
 

QUÉ ES LA ILUMINACIÓN AUTOMATIZADA

Se trata de un procedimiento que establece un método de control de la luz existente en una zona residencial. Esta, a su vez, está gestionada por un sistema de control.

Con este sistema, se puede distribuir la cantidad adecuada en cada punto físico y momento del día. En consecuencia, los exteriores reciben siempre la iluminación necesaria para garantizar la comodidad y seguridad de las personas.

Para lograrlo se establecen varias redes de comunicación que permiten obtener la información necesaria para la regulación adecuada. Esta, a su vez, se controla desde los dispositivos de automatización establecidos como eje central del sistema.
 

ILUMINACIÓN DE CALIDAD

Las instalaciones de iluminación automatizada tienen por objetivo conseguir un diseño estético de la cantidad y distribución de la luz. Por lo tanto, el objetivo principal de la automatización en estos casos va más allá de activar su encendido o apagado.

Los sistemas cumplen, en este sentido, con varios objetivos:

  • Aumentar el ahorro energético.
  • Asegurar el cumplimiento de las normas de una instalación.
  • Contribuir a la sostenibilidad.
  • Conseguir que la luz del espacio exterior se adapte a las diversas situaciones que se pueden dar en el exterior.
     

LA APLICACIÓN EN LA ILUMINACIÓN

El uso de estos dispositivos inteligentes en una instalación de iluminación residencial permite, en esencia, el control de todo el sistema y su monitorización. Y esto se lleva a cabo de forma remota desde cualquier dispositivo, para que el usuario pueda realizar este control con más facilidad.

Aunque cada sistema de automatización que se puede encontrar en el mercado tiene sus propias características, hay que señalar que todos tienen unas características comunes:

  • Cuentan con sistemas para controlar la intensidad de la luz.
  • Es posible controlar por grupos o incluso las luminarias de forma individual.
  • Es posible asociar dispositivos de detección del nivel de circulación para adecuar el nivel luminoso a la necesidad real
  • Es posible establecer el nivel luminoso en función de tramos horarios durante la noche.
  • Pueden incluso servir como señalización de eventos introduciendo parpadeos rápidos o lentos (advertencia de accidentes, obras en la calzada, detección de hechos delictivos,..)
  • Pueden controlarse desde cualquier dispositivo móvil; teléfono o tableta.
     

VENTAJAS EN LA ILUMINACIÓN

Cuando se habla de regular las soluciones de iluminación de una zona residencial con este tipo de sistemas, se trata de ir más allá de su encendido o apagado.

Recurrir a esta opción permite disfrutar de las siguientes ventajas:

  • Programar la cantidad de luz que se debe ofrecer en cada momento y lugar, así como su encendido y apagado.
  • Ajustar los niveles adecuados para su uso.
  • Establecer sistemas de conectividad que mejoran la eficiencia.
  • Conseguir una iluminación confortable para el usuario.
  • Es un sistema flexible que se adapta a los requisitos de cada zona residencial.
  • Permite su integración dentro de un sistema superior de Smart City.
     

UN SISTEMA SOSTENIBLE

Automatizar un sistema de iluminación en una zona residencial ofrece una ventaja importante que merece la pena ser analizada con detalle: su sostenibilidad.

Para empezar, garantiza el consumo de la electricidad adecuada en cada momento y sitio, según la hora o la presencia de personas. Por lo tanto, representa un ahorro energético importante. Obviamente, esto tiene consecuencias económicas positivas para los usuarios. También hay que destacar que representa una ayuda a la sostenibilidad del entorno, puesto que reduce el consumo de recursos naturales.

Asimismo, la automatización de la iluminación favorece la reducción de la contaminación lumínica, muy considerable en las grandes ciudades.

A estas ventajas hay que añadir el hecho de contar con luces ledes en la iluminación. Son las más sostenibles del mercado y pueden llegar a representar un ahorro del 85 % del consumo en algunos casos.
 

DISPOSITIVOS NECESARIOS

Si se plantea la automatización de la iluminación de una zona residencial, debe tener en cuenta que este tipo de instalación requiere de unos dispositivos específicos para asegurar su funcionamiento correcto.

Así, un sistema básico cuenta con:

  • Un controlador, para la gestión de la instalación.
  • Un sensor que monitoriza la información captada y la transmite a todo el sistema.
  • Un bus, que transmite la información entre los dispositivos existentes.
  • Un actuador, que ejecuta las órdenes del controlador de un aparato.
  • Una interfaz, que muestra la información a los usuarios para que puedan interactuar con el sistema.
  • Interruptores, según las necesidades de cada instalación.

En definitiva, una instalación de automatización para la iluminación de una zona residencial pasa por contar con una serie de elementos que permitan controlar la información generada y así distribuir la luz correctamente. Si quiere mejorar el entorno de su vivienda, opte por este sistema para mejorar su confort y seguridad.

Error al enviar la solicitud.
¡Por favor, intentar más tarde!
¡Gracias!
Su solicitud ha sido enviada satisfactoriamente